XVII LNFA: A play-offs tras ganar el derbi

John Sheffield #6 realizó un buen partido, consiguiendo el touchdown de la victoria. Foto: Javier Alvarez.

Los Pioners de L’Hospitalet vencieron a los Dracs de Badalona por un ajustado 29 a 28 en un emocionante partido que se decidió a pocos segundos del final. El numeroso público asistente disfrutó de un gran espectáculo, con continuas alternancias en la posesión del balón. La baja de última hora del defensive back Juan Carlos Lagranje #3, se unió a las ya conocidas de Marc Solà, Alberto Martínez y Abdou Mballo, con lo que Teo Polanco tuvo que ajustar la defensa en el último momento. .

Comenzaron los atacando los Pioners quienes, tras una gran carrera de Rafa Todolí #2, se ponían en la yarda 12 de Dracs. Y desde ahí, Andrew Robinson #9 lanzaba un pase sobre Víctor Martín #86 para el primer touchdown de la tarde; Sergio Vélez #84 anotaba el extrapoint. Era el turno de Dracs que, tras dos interferences a favor, se colaban en la yarda 15 de Pioners. Desde ahí Zack Asack #2 lanzaba un pase alto que Chad Upshaw #15 atrapaba sin dificultad. Los rojinegros respondían con un buen drive de ataque, finalizado con un touchdown de pase de John Sheffield #6; Vélez conseguía el punto adicional de chut. En la réplica, Albert Fernández #8 interceptaba un pase del ataque de Dracs, pero los Pioners no aprovechaban la ocasión en el drive siguiente para anotar. En el retorno del punt de Pioners, Joan Carles Bartra #22 perdía el balón, que recuperaba Dani Belso #12 a pocos metros de la end zone. Tras la anulación de un touchdown de Todolí por falta (una de las veinte que recibieron en todo el partido), Robinson era interceptado en la end zone. Pero Kiko Fernández #23 hacía lo propio para Pioners, devolviendo el balón a su ataque.

Nada más comenzar el segundo cuarto, un pase de Todolí era interceptado en una jugada de engaño. Ni Dracs ni Pioners aprovecharían sendos drives para anotar, alejando el balón mediante punt. En uno de ellos, el snap de Dracs salía por la línea de fondo, produciéndose un safety para Pioners. En el siguiente drive, Robinson salía de una situación apurada con un gran pase de más de 40 yardas para Martín, dejando el balón en la yarda 4. Sería el mismo Robinson quien cruzaba la goal line en jugada de QB sneak, consiguiendo el último touchdown de la primera parte; Vélez anotaba el try.

Los Dracs comenzaban la segunda parte atacando, con ganas de remontar el partido, consiguiendo recortar distancias mediante un touchdown de carrera de Nordi Ben Moussa #23; Marcel Reuter #28 conseguía el punto adicional. Por su parte, los Pioners seguían desaprovechando ocasiones, desperdiciando 4 downs en la yarda 5 de Dracs. La defensa ribereña conseguía mantener a raya al ataque de Dracs, pero cada vez que estaban en una situación comprometida, una nueva falta les permitía avanzar lo necesario para continuar. Así, Ben Moussa conseguía anotar de nuevo de carrera; Reuter anotaba mediante chut el extra point. Con un drive de tres y punt de Pioners se daba paso al último cuarto.

Los de Badalona avanzaban mediante juego aéreo, ya en el último cuarto. Un pase a Eduard Pujadas #25 hacía que un nuevo touchdown subiese al marcador de Dracs y se pusieran por primera vez por delante en el marcador; Reuter no fallaba el chut y aumentaba la diferencia hasta los 5 puntos. Los ribereños no podrían avanzar en el siguiente drive y tenían que alejar mediante punt. Los Dracs intentarían rematar el partido, pero Francis Barranquero#21 interceptaba un balón en la red zone, dando la última oportunidad a Pioners para ganar el partido, con 3 minutos para el final . Y así lo harían, en un gran drive de ataque, moviendo el balón por el aire, siendo finalmente Sheffield quien atrapase un pase de Robinson en la end zone, que volvía a poner a los suyos por delante en el marcador. Los ribereños intentarían la conversión de dos puntos, pero la carrera de Robinson se quedaba corta. Con menos de un minuto de tiempo, los Dracs se lanzaban a la desesperada, y conseguían avanzar a base de pases hasta la red zone de Pioners. Se producía entonces la jugada clave del partido cuando, con tiempo suficiente aun, los Dracs se jugaban el balón con un nuevo pase, en vez de buscar posición para un fácil field goal, que les habría dado la victoria. Y de nuevo Barranquero interceptaba el pase, acabando con las esperanzas de los Dracs. No habría tiempo para más, pues los Pioners pondrían rodilla en el suelo para dejar pasar los apenas veinte segundos restantes.

Con esta victoria, los Pioners se aseguran jugar los play-off como locales, debiendo esperar al enfrentamiento frente a los Firebats para asegurar la primera plaza de la fase regular. Eso será en dos semanas, el domingo 3 de abril. La semana que viene será de descanso para los Pioners, que intentarán recuperar a los lesionados de las últimas semanas.

{loadposition encontenido}
Volver arriba